secciones

HISTORIAS DE NUESTRA HISTORIA

ANH

PUEBLOS DE ESPAÑA

HISTORIA DE ESPAÑA

Una capilla emblemática

Hacía tiempo que tenía intención de contar algunas cosas de una capilla de Barcelona, un edificio realmente atractivo, pero que, a pesar de ello, no es demasiado conocido. Más vale tarde que nunca.


La capilla de Santa Ágata de Barcelona es un edificio gótico de 1302, situado en la plaza del Rey, justo al lado de la Catedral, en el centro del barrio gótico barcelonés. En la actualidad, junto con el Salón del Tinell, forma parte del Museo de Historia de Barcelona. La capilla fue mandada construir por el rey Jaime II de Aragón y su esposa Blanca de Nápoles, para formar parte del Palacio Real, y sustituir con ella el antiguo oratorio que había en el Palacio.

El maestro de obras Bertran Riquer fue el encargado de empezar su construcción, seguido en el año 1316 por Jaume del Rei y más tarde por Pere d’Olivera. La construcción siguió bajo el reinado de Pedro el Ceremonioso. Su dedicación primitiva fue en honor de Santa María, hasta que en el año 1601, debido a que en su interior se conservan las reliquias de Santa Agata, se recibió una bula papal para el cambio de advocación.

La capilla sufrió la desamortización de 1835, y fue destinada a diversos usos. A partir de 1879 se creó en ella el Museo Provincial de Antigüedades, con un gran fondo lapidario, y en la década de 1990 se realizó una nueva restauración llevada a cabo por los arquitectos Jordi Casadevall y Alfred Pastor, con una serie de obras en la cubierta, el techo, una nueva iluminación y la consolidación del campanario.

La arquitectura de la capilla, construida sobre la muralla romana, consta de una sola nave de planta rectangular, con un ábside poligonal, un pequeño crucero con la capilla de las Reinas, donde se pueden ver los escudos de María de Navarra y de Leonor de Sicilia, esposas del rey Pedro el Ceremonioso, y a los pies de la nave, aún se conserva una pequeña capilla que servía de baptisterio.

Del conjunto destaca el campanario, rematado con ocho frontones de forma triangular que semejan una corona. Se dice que fue aquí donde los Reyes Católicos recibieron a Colón a su regreso del descubrimiento de América, aunque este hecho no se ha probado históricamente. Desde la Plaza Ramón Berenguer podemos ver la parte trasera de la Capilla, a la izquierda, con el campanario. A su lado, está el Palacio Real, y a la derecha el antiguo Palacio del Rey, actual Museo Frederic Marès. El conjunto está integrado en la muralla romana.


 


Cuaderno de Juan M Macho, inMemoriam
Ver todos los artículos de esta serie en su cuaderno
Leer más »

Inconvenientes de la visita a la Sagrada Familia


En Febrero del 2011, el Diario Palentino me publicó un artículo en el que contaba a mis paisanos algunas cosas del proceso de construcción de esa maravillosa obra de Gaudí; esa asignatura “pendiente” que aún se tardará unos años en “aprobar”. Pues bien, en los últimos meses han aparecido un par de noticias que me apetece compartir.



La primera podríamos decir que es “positiva”. La fachada de la Pasión de la Sagrada Familia (la que da al Oeste, a la calle Cerdeña) se prevé que esté lista en un año y medio o dos, y se estudia la posibilidad de que incluya el monumento que Antoni Gaudí proyectó para homenajear al obispo catalán y amigo personal Josep Torras i Bages. Así lo ha anunciado en el congreso sobre Gaudí que ha tenido lugar en Barcelona este mes. Jordi Bonet, director de las obras aprovechó el congreso para mostrar la última imagen que se tiene del arquitecto catalán que, fechada en 1925, es fruto de una película inédita filmada en el Monasterio de Monserrat y donde se ve un Gaudí “sonriente”, de la que él tomó una instantánea hace menos de diez años.

La segunda noticia no es tan “positiva”. En uno de los últimos plenos de la asamblea de la Asociación de Vecinos del barrio se ha pedido a los responsables de las obras que busquen y encuentren una solución a la invasión del espacio público por parte de las enormes colas de visitantes que rodean el templo cada día, y hacen casi imposible a los residentes andar por la acera. Una de las alternativas sugeridas por los vecinos que estudia el consistorio es que las colas se realicen dentro del templo en lugar de en la calle, colapsando el espacio público. Un pleno en el que se escenificó que los grupos políticos no son capaces de lograr un mínimo acuerdo para resolver una situación que todos coinciden en que es «extrema», y en cuya reivindicación, un gran número de afectados se desahogó narrando con detalle sus múltiples males.

Hace unos años se tomó la decisión de que los autobuses con los grupos de turistas no podían aparcar en la zona de la basílica. Desde entonces, aparcan a unas manzanas de distancia, y cada día se ven numerosos grupos de turistas, acompañados por sus guías, caminando unas manzanas de o hacia allí, algo que mejoró notablemente el tráfico y las zonas de aparcamiento del barrio.

Bien; la cosa no parece fácil. Está claro que la visita a la Sagrada Familia es algo que incluyen todas los “paquetes” de visitas turísticas de Barcelona, y que son numerosísimos los barceloneses que, desde que se abrió, hace años, visitan cada día este maravilloso templo. Toca esperar que se llegue a un “consenso” para que se pueda seguir visitando esa maravillosa basílica, sin que ello signifique un perjuicio para los vecinos.




Cuaderno de Juan M Macho, inMemoriam
Ver todos los artículos de esta serie en su cuaderno
Leer más »

Un hallazgo histórico

A finales de los 60 aparecieron en las dependencias municipales de Barcelona una serie de documentos que hacía tiempo se habían dado por perdidos sobre los refugios que se crearon en la ciudad durante la guerra civil.


Un auténtico tesoro de planos de papel cebolla, croquis, con anotaciones a pie de página, entre los que destacaban con luz propia dos minuciosos listados firmados por la Junta Local de Defensa Pasiva, uno de 1937 y otro de 1938. En ese segundo inventario aparecían nada menos que 1.324 refugios de la ciudad. Los arqueólogos municipales emprendieron una investigación para separar los realmente existentes de los simplemente proyectados. Entre ellos, y aprovechando una serie de obras en marcha, en la calle Ripollés, a la altura de la Avenida Meridiana se descubrió uno de ellos.

Lo primero que sorprende de él es la estupenda “volta catalana” del techo, una técnica constructiva que, como era artesanal y se transmitía de maestros a aprendices, está prácticamente olvidada.

La galería mide unos 100 metros de longitud. A un lado está el banco en el que se sentaban los vecinos durante los bombardeos, y en él cabían más de 250 personas. El pasillo, según las órdenes de la época, tenía que quedar expedito. Junto a la entrada, y posiblemente durante alguna de las incursiones aéreas, alguien se entretuvo en grabar a cuchillo en las paredes proclamas simples. Viva la FAI, se lee en uno de los ladrillos de adobe. Es una inscripción minúscula, pero una gran metáfora de cómo era la guerra civil en Barcelona; cada cual defendía antes sus siglas que la República, como muy a su pesar descubrió George Orwell, que llegó a la ciudad en diciembre de 1936 para luchar contra el fascismo y tuvo que salir en junio de 1937 para no terminar en manos de los comunistas.

El refugio puede que comenzara a construirse cuando Orwell, el autor de "Rebelión en la granja" y "1984" dormía en las calles de Barcelona por miedo a ser apresado. El refugio se había comenzado a construir en 1937, pero jamás se acabó del todo. Al final del túnel, en una galería lateral, los arqueólogos descubrieron las herramientas que dejaron ahí quienes trabajaban en la construcción del refugio, puede que porque la guerra había llegado a su fin o porque se intuía perdida. Como solo tiene un acceso, y por motivos de seguridad, de momento el túnel está cerrado, pero está previsto que en unos meses se pueda abrir al público, para ofrecer a los barceloneses y a los visitantes un nuevo panorama histórico de la ciudad.





Cuaderno de Juan M Macho, inMemoriam
Ver todos los artículos de esta serie en su cuaderno
Leer más »

El debate de turismo en Barcelona

Recientemente ha surgido en Barcelona una polémica relacionada con el turismo, y me ha parecido interesante analizar las causas y el camino que se ha puesto en marcha para encontrar una vía de entendimiento y solución.

El doble filo del éxito turístico de Barcelona, indiscutible en lo económico, pero cuestionado por su impacto social y ambiental, se ha convertido en el último año en el eje de las discusiones sobre el modelo de ciudad. Desde la convivencia hasta el comercio y el riesgo de saturación, con voces múltiples y muchos frentes abiertos. Tantos, que poco antes de las elecciones municipales, el alcalde Xavier Trias decidió abrir un gran debate ciudadano sobre el rumbo turístico que debe tomar la ciudad, con un formato tan rotundo como es una audiencia pública abierta a toda la ciudadanía.

Este tipo de mecanismo de participación ciudadana centrado en un tema de actualidad, peliagudo y de interés general, no es habitual. La proximidad de las elecciones invitaba a pensar en posponer la medida, planteada con insistencia por la Federación de Asociaciones de Vecinos, los sindicatos CCOO y UGT, el Consejo de Juventud y Ecologistas en Acción, tras un verano caliente de protestas en Ciutat Vella. Pero el alcalde ha preferido tratar de encarrilar un nuevo rumbo, ante el riesgo de que el turismo se convirtiera en arma arrojadiza y recurrente cara a los comicios de mayo. La ruidosa manifestación de vecinos del centro contra la masificación turística de hace días, ha sido una nueva señal. En la audiencia, cuyos últimos detalles están aún por definir, todo ciudadano que lo desee podrá dirigirse a los responsables políticos para exponerles cara a cara cómo es su convivencia con el turismo, y, lo más importante, obtener una respuesta. Se intenta revertir la mala imagen del viajero incívico y de la saturación que vive el centro de la ciudad, y para eso no sólo se han iniciado tímidos planes de desconcentración, sino que el alcalde ha anunciado un gran pacto local y transversal para promover el turismo responsable.

Al debate están “invitados” todos los actores (asociaciones de vecinos, hoteleros, comerciantes, sindicatos, guías turísticos, grupos políticos, expertos… ), para elaborar un documento que servirá de base para el plan estratégico de turismo de la ciudad 2015-2020. La primera cita, celebrada hace días pretendió analizar las tendencias del turismo en la ciudad, y en los próximos días tendrán lugar dos encuentros más, en los que se mirará de consensuar una serie de propuestas para encajar el turismo en la ciudad.

Una propuesta “democrática” que me ha apetecido compartir con mis paisanos. Creo que es una fórmula realmente interesante para formular las vías de entendimiento, en busca de un consenso aceptado por todas las partes…

 


Cuaderno de Juan M Macho, inMemoriam
Ver todos los artículos de esta serie en su cuaderno
Leer más »

Un Congreso especial


Buena parte de mi vida profesional la he dedicado a la organización de congresos. Hace poco me enteré de una noticia que me ha “tocado”, y me ha llevado a escribir estas líneas.


El pasado mes de Octubre tuvo lugar en Barcelona un congreso “especial”, dedicado a la vida y la obra de Gaudí, el único arquitecto de la historia autor de siete edificios declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Arata Isozaki, el creador del Palau Sant Jordi de Montjuïc, que se construyó con motivo de los Juegos Olímpicos de 1992, dio la conferencia inaugural del congreso. Lo tuvo que hacer a través de un vídeo grabado en Tokio a causa del reciente fallecimiento de su esposa, que pertenecía a la familia imperial japonesa, y cuyos funerales coincidieron con este encuentro que ha reunido a 300 asistentes y a más de 40 ponentes, investigadores procedentes de prestigiosas universidades internacionales que han presentado una serie de estudios científicos, muchos de ellos inéditos, sobre las obras de Gaudí.

La base del congreso, además de visitar unas cuantas obras gaudinianas, ha tenido lugar en la Colonia Güell, antiguo recinto textil modernista que Eusebi Güell encargó en 1890 a Gaudí, y en cuya cripta el arquitecto experimentó muchos de sus avances tecnológicos, por lo que se lo conoce como el laboratorio de Gaudí. «Allí sobrepasó todos los límites establecidos en el mundo de las formas», considera Isozaki.

La “sorpresa” final del congreso ha sido el anuncio de que los organizadores del mismo – La Universidad de Barcelona y The Gaudí Research Institute (TGRI)-, ya tienen programados seis congresos más en Barcelona, relacionados directamente con la obra de Gaudí, en los cuales se estudiarán al detalle una serie de obras gaudinianas: El Gaudí desconocido: Bellesguard y Colegio de las Teresianas (2016); Gaudí materializador de sueños: rascacielos en Nueva York, proyecto en Tánger, Palacio Episcopal de Astorga y Casa Comillas (2018); Jornadas sobre Gaudí y el modernismo: Casa Vicens y Casa Calvet (2020), Park Güell y Palau Güell (2022), Casa Batlló y Casa Milà (2024); y Gaudí único: culminación de la Sagrada Família (2026).

Un anuncio que me ha dejado “tocado”, sí; Nunca había conocido en el mundo de los congresos un "calendario” tan amplio y detallado sobre los futuros eventos, algo que contribuirá sin duda a dar a conocer a Gaudí, y a promocionar el turismo y las visitas a Barcelona.





Cuaderno de Juan M Macho, inMemoriam
Ver todos los artículos de esta serie en su cuaderno
Leer más »

Un proyecto alternativo

Hace un par de años firmé unas líneas en las que les hablaba a mis paisanos de ese “partido” que se estaba disputando entre Barcelona y Madrid por la instalación de “Eurovegas”, un gran complejo turístico y de ocio, que el multimillonario Sheldon Adelson estaba proyectando crear en España. Finalmente el proyecto acabó en un empate a cero, porque las exigencias del magnate para sus instalaciones no pudieron ser asumidas por la legislación española, y el proyecto se vino abajo.


Pues bien; hace días se ha sabido que el gobierno catalán está actualmente trabajando con un grupo americano en la creación de un macro-complejo turístico y de ocio “diferente” que, en principio, no parece que vaya a generar conflictos, puesto que el proyecto se crearía ajustándose a la legislación española en todos sus términos. En principio, se ha pensado que su nombre sería “BCN World”, y que constaría de varios hoteles, casinos y salas de juego; un parque temático, campos de golf, un club de playa, un centro de convenciones, salas de teatro, centros comerciales, restaurantes, piscinas y zonas deportivas. El complejo se ubicaría en las inmediaciones del parque temático Port Aventura, a 10 minutos de Tarragona, entre las poblaciones de Salou y Vilaseca, a poco más de una hora de Barcelona, y muy próximo al aeropuerto de Reus.

La inversión rondaría los 5.000 millones de euros, y si el proyecto se pone en marcha, se crearían 40.000 empleos, de los cuales la mitad serán directos. Tendría 12.000 habitaciones distribuidas en varios hoteles de distintas categorías, e incluirá también la ampliación del parque temático Port Aventura, en el que se construirían seis complejos que recrearán una serie de áreas del mundo (China, Estados Unidos, Brasil, Rusia, India y Europa).

Las estimaciones de los inversores es que podrían llegar a su complejo 10 millones de visitantes al año. El espacio a urbanizar son 850 hectáreas en las que se construirán 1,5 millones de metros cuadrados. Ya se ha establecido un primer calendario: Un año para definir y concretar el proyecto de construcción y conseguir las correspondientes licencias, y algo más de dos años de obras, por lo que el complejo podría entrar en funcionamiento en el 2017.

Pues bien; hace días se hizo pública una nota de los promotores en la que se afirmaba que el proyecto quedaría anulado en caso de que la iniciativa de Convergència del referéndum en pro de la independencia catalana llegase a causar su salida de la Unión Europea. La cosa ha quedado clara. “BCN World” podrá ser una realidad catalana, siempre que siga siendo española… y europea. Así que toca esperar para saber hacia dónde va la cosa…

 


Cuaderno de Juan M Macho, inMemoriam
Ver todos los artículos de esta serie en su cuaderno
Leer más »

Regeneración urbana en Barcelona


  • La propuesta “provisional” contempla una inversión inicial de 45 millones, con la regeneración urbana integral de 65 calles (40 millones) y 13 parques (5 millones) en toda la ciudad en tres años (2013-2015).




Hace un tiempo, el Ayuntamiento de Barcelona presentó un plan de regeneración urbana que ha llamado la atención. El Plan de Mejora Integral (PMI), prevé iniciar las obras a partir de este otoño, e  incluye una serie de obras en la ciudad durante los dos próximos años. El primer teniente de alcalde, Joaquim Forn ha avanzado en su propuesta algunos detalles, que se ultimarán en los próximos días, a fin de que el Plan fuera presentado en el pleno municipal del pasado mes de Junio.

La propuesta “provisional” contempla una inversión inicial de 45 millones, con la regeneración urbana integral de 65 calles (40 millones)  y 13 parques (5 millones) en toda la ciudad en tres años (2013-2015).
"Barcelona ha crecido mucho y ha mejorado la calidad urbanística de la ciudad, pero requiere un mantenimiento", ha argumentado Forn, que ha señalado que estos 45 millones llegarán a toda la ciudad. Estas inversiones han sido ya pactadas por el gobierno municipal de Convergència con el grupo popular, por lo que todo apunta a que el PMI será aprobado por el consejo municipal. En la propuesta se ordenan las actuaciones de regeneración urbana de los barrios en una serie de capítulos; mejoras en accesibilidad, iluminación, paisaje urbano, drenaje, jardinería y mantenimiento.

Las primeras actuaciones se estarían ya realizando, una vez aprobado el plan y superado el periodo de exposición pública y de licitación de las obras. Con estas actuaciones, se plantarán 597 nuevos árboles, se renovarán 56.875 metros cuadrados de aceras, se actualizarán 1.950 puntos de luces y se rehabilitarán 3.500 metros lineales de cloacas. También se soterrarán 4.875 metros de líneas de servicios actualmente aéreas y se pavimentarán con nuevo asfalto 79.625 metros cuadrados. Está previsto que toda esta serie de actuaciones permitirán unos 213.525 kw/h de ahorro en la factura energética de la ciudad, un dato significativo, si se cumple.

Hay algunos detalles pendientes de concretar, pero todo indica que no habrá problemas para alcanzar el consenso con el resto de grupos del gobierno municipal, y el  plan saldrá adelante, lo que significaría que pronto podrá ponerse en marcha; y de ser así, barceloneses y visitantes podremos disfrutar de las mejoras.




Cuaderno de Juan M Macho, inMemoriam
Ver todos los artículos de esta serie en su cuaderno
Leer más »

Mediterráneo: del mito a la razón


En febrero del pasado año se inauguró Caixaforum en Barcelona, una exposición de la que ya había hablado en este espacio y que, en esta segunda convocatoria estaba batiendo todos los récords de asistencia.



Gracias a la colaboración de numerosos museos europeos, se ha podido organizar esta exposición excepcional de obras de la Antigüedad grecolatina en torno a un tema común: la creación de una serie de parámetros ideológicos que, de alguna manera, contribuyó al nacimiento del espíritu europeo. Del próximo Oriente a Egipto, de allí a Grecia, y más tarde a Roma, el Mediterráneo fue la vía de comunicación de creencias, ideas, conocimientos y formas culturales, cuya influencia ha llegado hasta nuestros días.

A mediados del primer milenio antes de Cristo, en las costas orientales del Mediterráneo se generaron nuevas concepciones del mundo que han sido esenciales en el cambio cultural europeo. Cuestionarse la necesidad de los dioses para descifrar los enigmas del cosmos; la organización de ciudades alrededor de un espacio central común –el ágora o el foro– como lugar favorable al encuentro y al diálogo; y una nueva consideración de la persona, que sustituye la fuerza del guerrero por la fuerza interior del filósofo; todo ello se generó en el mundo grecolatino antiguo. Estas ideas permitieron establecer una nueva relación entre hombres y dioses, y entre los propios hombres, buscando a veces puntos de encuentro y revelando secretas admiraciones mutuas en vez del sistemático deseo de destrucción.

La exposición explica esta historia a través de una selección de ciento sesenta y cinco obras griegas y latinas (estatuas, relieves, cerámicas, frescos, mosaicos y joyas) procedentes de varios museos europeos, entre los que destacan colecciones públicas de Grecia e Italia, y la reconstrucción virtual del Agora de la Atenas de los siglos V y IV antes de Cristo.

Los límites del Mediterráneo que contempla la exposición no son los que fenicios, etruscos, griegos y romanos abordaron, sino aquellos que la imaginación alcanzaba: un espacio a la medida del hombre, un espacio de libertad mental. La muestra combina los mitos con la Historia, y recoge las muestras de la voluntad del hombre mediterráneo por ir más allá de lo dado cuando decide enfrentarse al destino. Una exposición realmente extraordinaria.





Cuaderno de Juan M Macho, inMemoriam
Ver todos los artículos de esta serie en su cuaderno
Leer más »

Cuatro museos en uno


Barcelona dispondrá a finales de este año de un “nuevo” museo: El Museu del Disseny (Museo del Diseño). El contenido del mismo será un gran patrimonio (más de 70.000 objetos), producto de la integración de las colecciones del Museo de Artes Decorativas, el Museo de Cerámica, el Museo Textil y de Indumentaria, y el Gabinete de las Artes Gráficas.

Tras estar alojadas en distintas sedes y presentar trayectorias propias, las cuatro colecciones han hallado su sede definitiva en un magnífico edificio de nueva planta en la plaza de Les Glòries. El edificio consta de dos partes: una subterránea, que aprovecha el cambio de nivel provocado por la remodelación de la plaza, y otra que emerge sobre el nivel de la calle. Es en esta parte, a modo de torre, donde está previsto ubicar las exposiciones permanentes. La nueva sede está dotada de las mejores condiciones para la conservación, restauración y exhibición de su contenido.

El Museo de Artes Decorativas fue inaugurado en 1932 en el Palacio de Pedralbes. La mayor parte de sus fondos es fruto de donaciones de coleccionistas, empresas y creadores barceloneses. Desde 1994 incluye una colección de diseño industrial, muy relevante tanto por su número de objetos como por los autores representados. Los otros tres “socios” de la iniciativa conservan también unas atractivas exposiciones que valdrá la pena visitar.

La estructura del nuevo museo se basará en el principio: «De las artes decorativas al diseño y a las artes contemporáneas de autor», y estará consagrado a la cultura del objeto, mayormente de entorno cotidiano, a su concepción, a su proceso de fabricación, a su uso y difusión, a su caducidad estética y/o funcional, en una lectura del siglo XXI. El centro se está diseñando con una nueva “museografía”, basada tanto en la investigación y difusión del conocimiento de las artes y del diseño del pasado y el presente, como también en la experimentación y su proyección hacia el futuro para posibilitar nuevas y variadas miradas sobre estas fantásticas colecciones.

Exposiciones, conferencias, talleres, actividades, servicios educativos, publicaciones, cursos, etc., además de la presencia en la red, tanto de las colecciones como del Centro de Documentación —más de 20.000 documentos entre libros y archivos especializados en las distintas temáticas—, contribuirán a una visión más rica y plural del diseño, así como a facilitar la comprensión de su influencia en nuestras vidas.

Ya tengo “anotado” en la agenda, cuando abra el nuevo Museo, hacerles llegar la noticia, para que incluyan la visita en su programa si vienen por aquí.




Cuaderno de Juan M Macho, inMemoriam
Ver todos los artículos de esta serie en su cuaderno
Leer más »

Basílica de los santos Just i Pastor


Estas líneas están dedicadas a una basílica catalana. En el centro de Barcelona, junto a la emblemática Plaza de Sant Jaume, muy cerca del Palacio de la Generalitat y del Ayuntamiento, se encuentra la basílica de los santos Just i Pastor.

El subsuelo de esta iglesia esconde 21 siglos de historia. Una pequeña muestra de esta pétrea y también ósea eternidad dormida ha salido a la luz a partir de la reforma emprendida por la parroquia de un pavimento de madera deteriorado.

Los arqueólogos municipales han destapado en tres puntos del interior del actual templo gótico restos de edificios romanos de los siglos I y IV, vestigios medievales, y enterramientos de la masacre causada por las tropas borbónicas en 1714. El hallazgo es importante, pero solo es el principio de cuanto podría haber allí abajo. Para seguir a fondo los trabajos se ha encargado un proyecto global que garantice la integridad del templo y la seguridad de los arqueólogos.

El primer descubrimiento se sitúa en el foso abierto en la capilla del Santísimo: un muro de 80 centímetros de grosor, de los primeros años de Barcino (Siglo I). Pertenecía posiblemente a un edificio público de uso administrativo o comercial. Justo al lado, ha aparecido otro de estilo distinto, del siglo IV. El segundo hallazgo se ha hecho al abrir cerca del altar dos de las tumbas creadas en el siglo XVIII bajo la nave central. Allí ha aparecido sobre otro muro también del siglo IV un tramo de una columna de granito de 80 centímetros de diámetro que se atribuye a un templo católico vinculado al conjunto episcopal existente ya en esa época de la Barcino católica. Y detrás del ábside (parte posterior del templo de forma semicircular), han aparecido numerosos enterramientos de víctimas de la guerra de sucesión de 1714.

La última intervención se ha centrado en la sacristía y ha permitido sacar a la luz un elemento muy simbólico: una piscina bautismal. Este hallazgo tiene una gran importancia para el estudio de la ciudad cristiana y visigoda de Barcino. A la par que posiciona Sant Just i Pastor en el lugar que le corresponde históricamente, ya que le devuelve la importancia que tuvo en su tiempo, -siempre se ha hablado de esta iglesia como catedral-, ya que lo fue durante siglos.

Bueno, amigos; otra visita a tener en cuenta si vienen por aquí, que les recordará muchas de las históricas riquezas palentinas.




Cuaderno de Juan M Macho, inMemoriam
Ver todos los artículos de esta serie en su cuaderno
Leer más »

Una visita especial

  • El pasado año hice una visita que tenía pendiente desde hacía tiempo. Concretamente visité el Archivo Fotográfico de Catalunya. Me enteré por la prensa de que el Archivo acababa de publicar un libro titulado “Barcelona fotografiada”, que viene a ser una guía de los fondos que guarda este centro. Si se me permite, me vino a la mente un matiz “palentino”. Se trata de un magnífico museo, sí; pero es probablemente uno de los museos menos conocidos de la ciudad.

Descubrí este “museo” hace años, cuando tuve que acompañar a los asistentes a un congreso internacional de fotografía. Recuerdo que  varios de los congresistas me mostraron su extrañeza por las pocas personas que encontraron visitando el Archivo, y su asombro por muchas de las fotografías que contiene el centro.

Situado en el centro de Barcelona, muy cerca del Arco de Triunfo, en lo que fue hace siglos el Convento de San Agustín, contiene más de cien fondos fotográficos y más de dos millones de fotografías de procedencia pública y privada, desde los inicios de la fotografía hasta nuestros días, algo que, de alguna manera, contribuye a construir una historia de la ciudad. Desde fotografías anónimas a autorías reconocidas; desde imágenes insólitas de la ciudad a imágenes simbólicas; todas ellas forman los fondos y las colecciones del Archivo. Fotográfico de Barcelona. Y otro “pequeño” detalle: la entrada es gratuita.

La temática de estas fotografías es, esencialmente, la ciudad de Barcelona, entre las cuales destacan algunos bloques temáticos de gran volumen que corresponden a acontecimientos, como la Exposición Universal de 1888, la reforma de la Vía Laietana de 1909, la Exposición Internacional de 1929 o los Juegos Olímpicos de 1992. También conserva imágenes de pueblos de Cataluña, de ciudades de España y de otros países.

Lógicamente salí de allí con el libro en la mano. Además del atractivo del contenido, realmente espectacular, la edición está muy bien acabada, y sus casi cuatrocientas páginas son un recorrido fantástico por la historia de la ciudad, con el aliciente de que el precio de venta (18,00 €), me ha parecido  muy asequible.




Cuaderno de Juan M Macho, inMemoriam
Ver todos los artículos de esta serie en su cuaderno
Leer más »

Pianos viajeros


Este año ha tenido lugar en Barcelona la 59ª edición del Concurso Internacional de Música María Canals.

Un certamen muy conocido y de gran prestigio en el mundo musical internacional. Una serie de lugares "especiales" de la ciudad han acogido las sesiones del concurso, en el que han participado más de cien concursantes de 26 nacionalidades.

Ha habido sesiones en la Pedrera, en el Teatro del Liceu, en la Biblioteca de Cataluña, en el Museo Picasso, el Macba, el MNAC, CaixaForum, Auditorio, Palau Robert, … y la participación de este año ha batido todos los records. Las principales sesiones han tenido lugar en el Palau de la Música, y en ellas han participado un centenar de pianistas de 26 nacionalidades.

La asistencia a las sesiones del concurso se ha organizado a unos precios “populares” (6 euros las eliminatorias, y 10 euros la final).El ganador, elegido por un jurado de expertos, ofreció un recital “especial” en el Palau de la Música. En paralelo a las pruebas del concurso, tiene lugar un programa gratuito que busca acercar la música a los ciudadanos con el lema “El María Canals tiene cola”.

Y, aprovechando el concurso, se ha puesto en marcha una original iniciativa que ha tenido una gran acogida. Nada menos que unos pianos de cola “paseando” por Barcelona, buscando pianistas. Junto al teclado, se podía leer el mensaje: “Siéntate. Estoy en tus manos”. Los pianos han circulado por la ciudad con una serie de paradas en estaciones de metro, en calles y cruces importantes, y en espacios emblemáticos, y han sido numerosos los barceloneses que lo han aceptado, y se han sentado un rato para “jugar” con sus teclas, interpretando melodías de todo tipo, ante la mirada de los vecinos y transeúntes.

Y, como complemento “adicional” para los aficionados, se ha convocado un concurso paralelo. Se ha invitado a aficionados, estudiantes y ciudadanos a grabar un video con sus interpretaciones musicales, y a colgarlo en el web de Facebook creada para ello. El correspondiente jurado ha premiado a los ganadores con una serie de abonos y entradas al Palau de la Música y al Auditorio, lo que ha generado una gran acogida, y han sido numerosos los participantes.




Cuaderno de Juan M Macho, inMemoriam
Ver todos los artículos de esta serie en su cuaderno
Leer más »

Viena en Barcelona

La Oficina de Turismo de Viena levantó el pasado verano una espectacular réplica de arena de su ayuntamiento en la playa de la Barceloneta, de 19 metros de ancho y cinco metros de alto, y éste fue el centro neurálgico de un festival sobre la cultura y la  música de la capital austríaca.


La sorprendente construcción, obra de los artistas de la Lindel Gallery, fue presentada por la responsable de la oficina de turismo vienesa Olivia Divjak, que también aprovechó el acto para hablar del Festival de Cine Musical de Viena, que programó en Barcelona en una pantalla al aire libre las obras del Festival vienés.

La escultura, elaborada durante 864 horas por seis artistas de diferentes nacionalidades, estaba hecha exclusivamente de arcilla y arena, y presentaba doscientas tonalidades diferentes, según informaron sus autores.
La elección del consistorio vienés, de estilo neogótico, como inspiración de esta instalación temporal no es otra que Viena es muy conocida por acoger continuamente grandes eventos musicales,  como  el Festival de Música, el de Life Ball y los maravillosos conciertos de año nuevo, con gran aceptación en Barcelona.

En la misma playa, y muy cerca de la reproducción del Ayuntamiento, se proyectaron una serie de películas cada día, como el documental "Concierto de Año Nuevo de la Filarmónica de Viena 2013" o el "Concierto de una noche de verano" de 2006 con Juan Diego Flórez y Placido Domingo.

También "pasaron" por allí  "El Cascanueces" y "Carmen", ambas de la Ópera de Viena, y "Pavarotti: los duetos. Lo mejor de Pavarotti y sus amigos".
El festival se clausuró con una gran fiesta gratuita en la misma plaza del Mar de la playa de Sant Sebastià.

Una original iniciativa que ha convocado a un gran número de visitantes. La idea es volver a organizar el evento en el futuro, así que miraré de informar a mis paisanos con tiempo, para que puedan venir a verlo.

Por motivos de trabajo, he viajado a Viena en unas cuantas ocasiones, y tengo un gran recuerdo de esa maravillosa ciudad, y de su ayuntamiento, por lo que ver junto al mar la reproducción en arena ha sido un "re-encuentro" muy grato, claro.

Y, puestos a soñar, ¿qué tal una réplica del Cristo del Otero en la Barceloneta?





Cuaderno de Juan M Macho, inMemoriam
Ver todos los artículos de esta serie en su cuaderno
Leer más »

Una exposición histórica

  • Hoy les voy a contar algo sobre “Barcelona en la postguerra”, una extraordinaria exposición que se inauguró hace unos meses y que permanecerá allí hasta el 30 de Junio.

Cuando vi el anuncio de la misma, no pude por menos que emocionarme. Mi padre (q.e.p.d.), un palentino nacido en Herrera de Valdecañas en 1920, fue uno de los miles de jóvenes que en 1938 fueron reclutados por el régimen franquista para acabar con la República, y fue uno de los que entraron en Barcelona en la batalla “final” de aquella guerra.

Uno de los recuerdos que conservo de mi niñez palentina es precisamente oírle contar anécdotas de la batalla del Ebro y de la entrada en Barcelona en Enero de 1939, algo que significó el final de la guerra y la implantación de la dictadura franquista; unos recuerdos que me han movido a escribir estas líneas, al enterarme de la exposición.

En ella se muestra la entrada de las tropas franquistas en la ciudad, a través de una amplia colección de fotografías, carteles, planos y documentos, y recoge también cómo vivió Barcelona durante los años de la guerra y el fin de la Barcelona catalanista, obrera y republicana.
Ocupados militarmente, muchos barceloneses fueron reprimidos y movilizados a la fuerza, mientras que todo lo que fueron sus referencias políticas, sociales y culturales en los años anteriores a la guerra, se borraban del espacio público. La lengua catalana desapareció de las calles, de los carteles, de los diarios y las radios, de la vida pública; y durante los años siguientes, Barcelona fue reconstruida sólo en aquellos ámbitos que interesaban al régimen. “Barcelona en la posguerra” refleja, a partir de los documentos de la época que se han conservado en el Archivo Municipal de Barcelona, esta larga y dura situación a la que fue sometida la ciudad y sus habitantes.

En la presentación de la exposición se afirma que, setenta y cinco años después, el objetivo de la misma no es otro que dar un paso más para recuperar la memoria histórica de Barcelona, ejerciendo el derecho democrático que tiene cualquier pueblo a conocer su pasado con plena libertad y sentido crítico.

Ya lo saben, paisanos. Si vienen por aquí, no se pierdan una visita al maravilloso Castillo de Montjuïc. Además de visitar la exposición, podrán acceder a las instalaciones del castillo, al Museo Militar, y visitar el Teatro Griego; unas visitas que valen realmente la pena. Y ya de paso, si acceden al Castillo a través del teleférico, desde el puerto, en el “viaje” tendrán ocasión de disfrutar de unas espectaculares vistas de la ciudad. Se lo recomiendo de verdad.





Cuaderno de Juan M Macho, inMemoriam
Ver todos los artículos de esta serie en su cuaderno
Leer más »

Una ciudad de película



  • Esta vez me ha sido fácil encontrar el título de estas líneas. Hace días asistí a la presentación del libro “Barcelona, una ciudad de película”. Su autor, Eugeni Osàcar, fue compañero de trabajo durante unos años, y actualmente es uno de los directivos de CETT, la Escuela de Turismo de la Universidad de Barcelona, y he seguido manteniendo con él una cordial relación.

El libro es una fantástica guía de Barcelona dedicada al cine. En él se muestran las diversas miradas y visiones de Barcelona a través de las películas rodadas en la ciudad. Un viaje histórico, geográfico y sobre todo turístico desde los años veinte del siglo pasado hasta nuestros días. Con rigor histórico y científico, pero a la vez ameno y divulgativo, hace posible que el lector pueda vivir y sentir los diferentes lugares y paisajes de Barcelona a través del cine catalán, español e internacional. En él se incluyen 20 itinerarios temáticos por 36 barrios de la ciudad y los 180 espacios más cinematográficos de Barcelona.

El libro recuerda la relación de la ciudad con el mundo del cine. En 1896 los hermanos Lumière enviaron a un colaborador a rodar imágenes de la ciudad para el documental “Vistas españolas”. La industria cinematográfica norteamericana también ha tenido una presencia importante. En el año 1924 visitó Barcelona la pareja de moda de las cintas mudas: Mary Pickford y Douglas Fairbanks. En la misma década de 1920, grandes productoras como la Metro o la Paramount instalaron centros de distribución en la Ciudad Condal.

El libro repasa unas 80 películas que se han rodado en Barcelona. Grandes producciones extranjeras, como “El fabuloso mundo del circo” o la más reciente “El Perfume”; películas en las que colaboró todo un barrio, como “La plaça del Diamant”; adaptaciones literarias como “Últimas tardes con Teresa” o “La tabla de Flandes”; y cineastas como Woody Allen, Vicente Aranda o Pedro Almodóvar, entre otros, e incluye una amplia relación de fotografías y mapas de sus itinerarios.

Si no lo encuentran en Palencia,  en la web de la editorial  "Diéresis" podrán pedirlo con la posibilidad de que se lo envíen a casa. Si les gusta el cine y les atrae Barcelona, se lo recomiendo de verdad.





Cuaderno de Juan M Macho, inMemoriam
Ver todos los artículos de esta serie en su cuaderno
Leer más »

La Barcelona de Cervantes


Con motivo de la presentación del libro “Cervantes en Barcelona”, de Rafa Burgos, se organizaron  dos  rutas comentadas por el autor por la Barcelona que visitó Don Quijote. 

El libro da a  conocer cómo vivían los barceloneses de principios del siglo XVII, recorrer los edificios y lugares que visitó el ingenioso hidalgo y descubrir la huella que ambos -escritor y personaje- han dejado en calles, museos y parques de la ciudad.

Comenzaba el siglo XVII cuando Miguel de Cervantes puso en el mapa del mundo la ciudad de Barcelona con la publicación de la segunda parte de su obra universal. «Llegaron a su playa la víspera de San Juan en la noche (...) Tendieron don Quijote y Sancho la vista por todas partes: vieron el mar, hasta entonces dellos no visto; parecióles espaciosísimo y largo...» Así arrancan las andanzas de Don Quijote en Barcelona, en unos escenarios que el tiempo ha cambiado, pero que mantienen su esencia. Son los lugares que Rafa Burgos vuelve a recorrer en su libro, una guía para visitar la ciudad a través de la mirada del insigne escritor y su afamado personaje.

Cuenta el autor que Don Quijote fue un regalo de sus padres cuando tenía 13 años, y que lo devoró. Su lectura le marcó de alguna manera, y 30 años después ha tenido un doble fruto: El libro, y dos rutas comentadas por él mismo a través de los parajes que Cervantes describe en su obra, con dos diferentes itinerarios, que se han llevado a cabo a finales del pasado mes de junio..

La primera ruta se inició en la fachada de la Catedral, en cuyo interior se conserva el Cristo de Lepanto,  cuyo nombre recuerda la batalla que dejó a Cervantes secuelas físicas de por vida. Pasó por la calle de Perot lo Lladre, famoso bandolero de la época también incorporado a la novela. Y por la calle de Cervantes, la fachada marítima, Santa Maria del Mar... El objetivo: captar esa Barcelona que vio Cervantes cuando la visitó en 1610: «Barcelona, archivo de cortesía, albergue de los extranjeros, hospital de los pobres, patria de los valientes, venganza de los ofendidos y correspondencia grata de firmes amistades, y en sitio y en belleza, única».





Cuaderno de Juan M Macho, inMemoriam
Ver todos los artículos de esta serie en su cuaderno
Leer más »

El museo del jamón



  • Hace un tiempo se confirmó en Barcelona la puesta en marcha en las Ramblas de un proyecto del que se venía hablando hace tiempo. Nada más y nada menos que un espacio “especial” dedicado al jamón. La iniciativa, idea del empresario Enrique Tomás, que gestiona medio centenar de tiendas repartidas por Cataluña, cuenta ya con el beneplácito del Ayuntamiento de Barcelona, y en los próximos días se espera la “aprobación” de la Generalitat y del Ministerio de Cultura.


En la Asociación de Amigos, Vecinos y Comerciantes de la Rambla aplauden la decisión, que borra de un plumazo el gran problema que les creaba el inminente cierre de la librería “Casa del Llibre”. Con un espacio de más de 2000 metros cuadrados en tres plantas, la librería ha durado apenas tres años, y todo apunta a que el hecho de no tener escaparate a nivel de calle, y su complicado acceso ha hecho que los resultados no hayan sido los esperados, y las ventas hayan sido realmente escasas.

El gran espacio de divulgación del jamón, que se espera abrir en Noviembre se presentó hace días, y se habló de una serie de  tiendas, sí; pero también, y sobre todo, de una especie de “museo” en el que los visitantes puedan ver, observar y probar la gama de productos relacionados con el jamón.  "El jamón es mucho más que un producto"  dijo Tomás. Queremos que con un recorrido audiovisual la gente comprenda y vea todo el proceso, para probar, interpretar los sabores y distinguir lo que vale. La entrada incluirá una cata de jamón aderezada con bebidas. Queremos conseguir que la gente salga con la sensación de que lo que le han dado vale más de lo que ha pagado.

"En el nuevo espacio se divulgarán todos los aspectos relativos al jamón (tipos, categorías, cortes, origen...) además de comercializar los productos e informar a los visitantes,  especialmente turistas" añadió.  Tomás, que ya suma 30 años de trayectoria, prevé expandir su red duplicando este año sus tiendas y sobre todo, internacionalizando su marca. En septiembre debutará en Londres, con la previsión de replicar el modelo en más de 20 países de todo el mundo.

Parece que el proyecto será realidad antes de final de año, así que ya me he anotado  informar a mis paisanos cuando la cosa se ponga en marcha.





Cuaderno de Juan M Macho, inMemoriam
Ver todos los artículos de esta serie en su cuaderno
Leer más »

Puertas de Barcelona


La Sala Ciutat, un espacio municipal de exposiciones, situada en el edificio del Ayuntamiento, acogió hace unos meses una exposición realmente original. En ella se pudieron contemplar casi 1000 fotografías “especiales”. El título de la muestra es: “Puertas de Barcelona. Dos miradas fotográficas”. La exposición recogió, por un lado, las 150 fotos que el fotógrafo Lluís Durán realizó durante 4 años, y por otro, 800 fotos que los barceloneses presentaron al concurso fotográfico que organizó Instagram el año pasado.

La riqueza artística, la originalidad y el carisma de las puertas de Barcelona, sobre todo las que lucen en la zona del Eixample, son un capital desconocido del que pocas ciudades pueden presumir.

Lluís Durán, directivo de publicidad y fotógrafo aficionado, empezó en el 2005 a dedicar la mañana de los domingos a retratar las entradas singulares de casas por todos los barrios de la ciudad, cuando las puertas estaban cerradas y había menos movimiento, menos motos y menos contenedores…; menos obstáculos a la hora de encuadrar las más de 150 imágenes que ilustran este extraordinario patrimonio urbano a la vista de todos los transeúntes. Con ellas, el Ayuntamiento ha editado el libro “Portes de Barcelona”. Fueron muchas mañanas y tardes de andar y desandar los barrios al acecho de estos tesoros que suelen pasar desapercibidos; e interminables tardes en los archivos históricos de la ciudad buscando datos. «Estas puertas son un símbolo de la belleza creativa, de la fuerza de la unión del trabajo de artesanos, arquitectos, vidrieros, ebanistas y metalistas» , argumenta Durán, que compara estas obras de hierro y de maderas nobles con lienzos. «Son cuadros únicos, personales e irrepetibles».

El arquitecto Oriol Bohigas califica de «valor inestimable» esta colección de fotografías. y afirna que la mayoría de puertas seleccionadas pertenecen a la misma época y a un mismo barrio, el Eixample derecho, y da pie a analizar las preferencias estilísticas de la burguesía que se instaló en el actual centro de Barcelona a finales del siglo XIX y a principios del XX y que, de alguna manera, dio pie al modernismo.
Una exposición “diferente” y espectacular, que recomiendo muy sinceramente si vienen por aquí.





Cuaderno de Juan M Macho, inMemoriam
Ver todos los artículos de esta serie en su cuaderno
Leer más »

El regreso de Colón


Al leer el título de estas líneas, pensarán que les estoy proponiendo “regresar” al siglo XV, y venir a Barcelona para dar la bienvenida a Cristóbal Colón, al regreso de su primer viaje a América … Pues no; no es esa mi intención.

La “noticia” que me ha movido a escribirlas no es otra que mencionar la “reapertura” del monumento a Colón, situado frente al puerto de Barcelona, junto al inicio de las Ramblas, tras permanecer un año cerrado por unos problemas del ascensor, que causaron que varios turistas se quedasen encerrados durante unas horas. Coincidiendo con el 125º aniversario de su fundación, el emblemático monumento volvió a abrir sus “puertas” para disfrute de los barceloneses y de los visitantes.

Este espectacular monumento, de 60 metros de altura, fue creado por el arquitecto Gaietá Buïgas y el escultor Rafael Atché, con motivo de la exposición universal de 1888, y desde entonces ha sido considerado un monumento emblemático de la ciudad. Su mirador recibía cada año una cifra de visitantes próxima a las 200.000 personas.

«El monumento volverá a estar operativo con plenas garantías de seguridad», se ha aseguraba en la rueda de prensa por parte del Colegio de Ingenieros Industriales de Cataluña, entidad que ha asumido el reto de dirigir las obras de reforma.

Las mejoras tendrán un costo final próximo a los 200.000 euros que asumirá el consorcio Turismo de Barcelona, entidad que explota el monumento desde 1992, y que obtiene por ello unos ingresos anuales cercanos al medio millón de euros, según explicó el subdirector general de Turismo de Barcelona, Ignasi Delás. El directivo también aseguró que subir al mirador continuará costando como máximo cuatro euros, lo que valía la entrada sin descuentos hace dos años.

Una recomendación sincera para los lectores, si vienen por aquí. Además de la columna y la estatua del descubridor, el monumento tiene una gran base circular con una serie de estatuas y relieves; escudos de las provincias españolas y  varias  estatuas alegóricas.

Si vienen, no se  pierdan un paseo por las Ramblas, y subir al mirador del monumento, para gozar desde allí de las vistas de la ciudad y del puerto. Vale la pena.





Cuaderno de Juan M Macho, inMemoriam
Ver todos los artículos de esta serie en su cuaderno
Leer más »

Barcelona en fotos


Se va a cumplir un año del fallecimiento de Paco Elvira, uno de los mejores fotógrafos catalanes. Falleció en Abril del pasado año. Se encontraba realizando una serie de fotografías de la costa de Garraf, al sur de Barcelona, y parece que sufrió un resbalón y se precipitó por el acantilado. Por unos días no pudo ver editada su última obra: “Barcelona, vista por grandes fotógrafos”, editada por la Editorial Lunwerg.


El libro está lleno de miradas, como la de los dos niños en una barricada observando a Gerda Taro mientras los retrata. Era 1936, 21 años después de que el fantasmagórico parque de atracciones Saturno en la Ciutadella quedara eternizado por Lucien Roisin. Dos monaguillos miran un coche fúnebre en una instantánea de Leopoldo Pomés. El desaparecido cine Lumiére del barrio de Bellvitge, que Jordi Socías retrató en 1974 porque le llamaba la atención aquella sala en medio de la nada. Una imagen captada por Colita, hoy insólita, de ropa tendida en la azotea de la Pedrera. El célebre retrato de la estatua de Colón que Pepe Encinas realizó en 1981 desde un andamio. La vista nocturna del puerto aparece en intensas visiones: las de Joan Fontcuberta y de Xavier Miserachs; etc., etc., etc.

Javier Ortega, director editorial de Lunwerg, ha señalado que no querían un manual turístico, tampoco un libro de iconos. «Poco a poco fue surgiendo una lista de grandes fotógrafos que han captado imágenes de Barcelona».
«La intencionalidad de Elvira era buscar algo diferente, la Barcelona más oculta. Su mérito ha sido saber interpretar múltiples miradas», manifiesta Ortega.
Hace días firmé en el Diario Palentino el artículo “Una ciudad de película”, una visión de lo que ha sido la ciudad en la historia del cine.
Hoy toca cambiar el cine por la fotografía. El libro incluye fotografías de Bill Brandt, Henri Cartier-Bresson, Otho Lloyd, Robert Capa, Humberto Rivas, Joan Colom, Paco Elvira, Manel Esclusa, Joan Fontcuberta, Eugeni Forcano, Oriol Maspons, Xavier Miserachs, Leopoldo Pomés… entre otros. 

Una visión de la ciudad con una serie de imágenes extraordinarias que recomiendo muy sinceramente a mis paisanos.

Y de paso, pues eso; si vienen por aquí, no olviden su cámara, porque Barcelona les ofrecerá la posibilidad de conseguir unas imágenes extraordinarias… Unas imágenes que seguro que les apetecerá guardar… y enseñar a sus amigos.





Cuaderno de Juan M Macho, inMemoriam
Ver todos los artículos de esta serie en su cuaderno
Leer más »

NUESTRO PERIÓDICO

Montaña palentina: Belleza y Arte

Entradas relacionadas:

RECORDANDO HISTORIAS - PRIMERAS ENTRADAS DEL BLOG

TE PUEDE INTERESAR

HISTORIAS Y ENSAYOS

CITADOS EN OTROS MEDIOS

REVISTA PERNIA

revista literaria pernía

Bienvenido

Puedes seguirnos en las redes sociales o suscribirte al feed.

¡Suscríbete a nuestro blog!

Recibe en tu correo las últimas noticias del blog. Sólo ingresa tu correo para suscribirte.