secciones

HISTORIAS DE NUESTRA HISTORIA

AUTORES DE NUESTRA HISTORIA

PUEBLOS DE ESPAÑA

HISTORIA DE ESPAÑA

El trabajo en las primeras minas

  • En el interior se cobraban entre tres y cuatro pesetas diarias.

El trabajo en las primeras minas fue durísimo. Se trabajaba hasta los domingos, al menos media jornada. No existía la Seguridad Social y el minero inválido en un accidente era abandonado a su suerte; aunque muchos fueran socorridos por las empresas que les proporcionaban algún trabajo auxiliar adaptado a su incapacidad. Los salarios eran muy bajos. Variaban de dos pesetas a dos y media  por jornada en el exterior de la mina. En el interior se cobraban entre tres y cuatro pesetas diarias. Los mineros trabajaban a destajo catorce horas diarias. Una semana hacían turno de noche y, a la siguiente, de día. Eso en el interior.
Fuera de los pozos los obreros faenaban de sol a sol. Los niños lo hacían a partir de los doce años, eran los llamados "guajes". Las mujeres solían trabajar también en el exterior. En Guardo no se autorizó el trabajo a las féminas hasta muy entrado el siglo XX. A finales de la década de los 30 y a comienzos de los 40, un grupo de mujeres guardenses iba diariamente andando hasta las minas de La Espina (León). Cruzaba el monte por un atajo. Allí sí les permitían trabajar. Así todos los días, lloviera o nevara, para poder llevar un mísero sueldo a su hogar.

A finales del siglo XIX, los salarios eran tan bajos y las condiciones de trabajo tan míseras que comenzaron los enfrentamientos entre amos y trabajadores. Aparecieron los sindicatos obreros, que lucharon por erradicar los abusos patronales y mejorar las condiciones de trabajo. Fueron inevitables las huelgas salvajes y el paro demoledor. Para paliar las duras condiciones laborales en las minas, el gobierno dio un Decreto el 5 de diciembre de 1883. A través de él aparecieron comisiones que estudiaron los abusos y la dureza del trabajo. el objetivo era mejorar las relaciones de las clases obreras con los empresarios. Las comisiones provinciales estudiaron créditos agrícolas, las condiciones de los tajos, especialmente para las mujeres, las cajas de retiro, las cajas de socorro para enfermos e inválidos, mutuas de trabajo, viviendas sociales... etc. Estas comisiones estaban formadas por empresarios y obreros, aunque éstos siempre estaban en  minoría. En Palencia hubo una comisión provincial con representaciones de Astudillo, Carrión, Cervera y Orbó; éste último por la cuenca minera [46].

En las localidades mineras se instalaron economatos que suministraban alimentos a las familias de mineros. Cada familia tenía su cartilla donde se anotaba lo que se compraba. Al final del mes, les descontaban del sueldo lo que habían consumido. Hubo muchos casos de mineros que al ir a cobrar su sueldo mensual, ya se lo habían gastado íntegramente en comida.
_________
[46] Herrero Puyuelo, M.Blanca: La Comisión de las Reformas Sociales en Palencia (1884-1903), Ayuntamiento de Palencia, Palencia, 1990.

Para saber más: Minas, en Wikipedia



Guardo, sus gentes y su historia
Jaime García Reyero
Editorial Aruz
@2003








Cuaderno de Jaime García Reyero

NUESTRO PERIÓDICO

Montaña palentina: Belleza y Arte

Entradas relacionadas:

RECORDANDO HISTORIAS - PRIMERAS ENTRADAS DEL BLOG

TE PUEDE INTERESAR

HISTORIAS Y ENSAYOS

CITADOS EN OTROS MEDIOS

REVISTA PERNIA

revista literaria pernía

Bienvenido

Puedes seguirnos en las redes sociales o suscribirte al feed.

¡Suscríbete a nuestro blog!

Recibe en tu correo las últimas noticias del blog. Sólo ingresa tu correo para suscribirte.